Redacción Tierra Pura – Samuel Suárez es un joven médico que emigró a Ecuador hace dos años, en medio del colapso económico de su país natal, Venezuela. Tras esa experiencia vivida ahora ayuda a las personas más vulnerables en su nuevo hogar en plena crisis sanitaria del virus PCCh (Partido Comunista Chino).

Suárez tiene 27 años y trabaja en una clínica de diálisis en Guayaquil, la ciudad más grande de Ecuador y el epicentro del brote, por la mañana y luego realiza visitas médicas en su barrio al norte de la ciudad, donde revisa síntomas de coronavirus e informa de cómo evitar el contagio. Antes, lo hacía en una comunidad remota en el norte del país, informó Reuters.

SÍGUENOS EN TELEGRAM

“Ser solidarios debe estar presente en esta pandemia, sobre todo para nosotros los médicos porque hay pacientes que de verdad no pueden pagar una consulta”, dijo Suárez.

Durante las visitas a pacientes de la tercera edad el médico les explica las medidas que deben tomar para protegerse así mismos y a los demás, desde lavarse las manos con agua y jabón hasta mantener la distancia de seguridad de dos metros con otras personas, según la página web de UNHCR ACNUR La Agencia de la ONU para los Refugiados.

En este sentido, algunos pacientes no saben leer por eso Suárez les hace demostraciones de cómo prevenir la propagación del virus, por dar un ejemplo, él les visualiza la manera correcta de utilizar el codo para cubrirse la boca cuando tosen.

“En las comunidades remotas, donde si se va la energía no hay agua, es un poco dificultoso el lavado de manos y la higiene de las personas”, explicó el médico. “Entonces, eso nos hace más vulnerables”, agregó.

Cabe destacar que no solo Suárez esta brindando ayuda al gobierno ecuatoriano, sino que varios venezolanos residentes en Ecuador atienden a los sectores más vulnerables en plena pandemia del virus PCCh.

“Los migrantes son personas muy fundamentales para cualquier crisis porque ellos están acostumbrados a la crisis”, expresó Suárez en una entrevista por videollamada desde Guayaquil, reportó Reuters.

La Oficina de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) en Ecuador confirmó que médicos y enfermeras venezolanas están prestando sus servicios en el país durante la pandemia.

“Lo que falta muchas veces es un entendimiento de que las personas refugiadas y migrantes no son una carga para la sociedad, sino que vienen con estudio, vienen con experiencias profesionales y que pueden ayudar”, dijo María Clara Martin, representante de la agencia en Ecuador, citado por el mismo medio.

La pandemia del virus PCCh, o también conocido como el nuevo coronavirus, es producto del silencio y de la mala gestión del régimen de China. El Partido Comunista Chino no solo oculta la información sobre los orígenes de esta infección en Wuhan, Hubei, sino que también no alertó sobre su propagación de persona a persona, por eso el nombre correcto de este coronavirus es virus del PCCh.

Últimas