Una de las personas que más están apareciendo en los medios para justificar todas las decisiones que se están tomando con la excusa de la “pandemia” es la investigadora del CSIC y bioquímica, Margarita del Val. Pero las mentiras tienen las patas cada vez más cortas y las declaraciones de “expertos” colaboracionistas como del Val a veces se cometen errores.

Analicemos lo de las vacunas. Si ya tenemos muchos casos en los que se han producido contagios y fallecimientos, sobre todo en residencias de ancianos, tras la vacunación y teniendo en cuenta que en muchos de esos casos no se había producido incidente alguno anterior a la vacuna, ¿no será que la vacuna está generando más problemas que soluciones? Porque si tras vacunarse se encuentran con problemas que antes no tenían, la lógica indica que el problema podría haber sido ocasionado por la vacuna, ¿no? Causa – efecto.

Pero como la lógica parece no estar de moda en estos tiempos de “pandemia”, desde medios de comunicación, autoridades políticas y autoridades sanitarias, cuando se relatan este tipo de sucesos se nos habla en general de “mala suerte”. “No habían tenido ningún problema y la mala suerte quiso que los contagios y las muertes llegaran cuando se vacunaron”. Es decir, no se entra en el fondo del asunto porque todos ellos están empeñados en vendernos las bondades de una vacuna peligrosa importándoles bien poco este tipo de consecuencias.

Lea también: Cuomo responsable de decenas de miles de muertes en geriátricos: relato de la hija de uno de ellos

Y lo peor es que parece que mucha gente no quiere ver la verdad ni la lógica. Parece que mucha gente prefiere seguir instalada en la mentira y pensando que la vacuna es una solución maravillosa cuando las pruebas demuestran que no solo no lo es, sino que es algo que está provocando todavía más problemas.

Y ahora veamos unas recientes declaraciones realizadas por la investigadora del CSIC, Margarita del Val: “Los vacunados tienen que hacer el esfuerzo de no contagiar al resto”. ¿No se dan cuenta que esa afirmación no tiene lógica? ¿No se dan cuenta de que cuando se miente tanto sobre algo es imposible no cometer errores?

Es decir que tenemos una vacuna que está provocando muerte y contagios. Una vacuna que, según dicen estos “expertos”, no evita ni que contagiemos, ni que nos contagien. Entonces, ¿para qué ponerse la vacuna? ¿Para que ellos se forren a comisiones? Pues mejor que se la pongan ellos.

Y no se equivoquen señores, para tener dudas sobre las vacunas no hay que ser ningún experto. Hay que usar la lógica y ver lo que pasa a nuestro alrededor.

Fuente: eldiestro.es

Envía tu comentario

guest
55 Comentarios
Más antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios

Últimas