Traducido de DailyCaller por TierraPura.org

  • William Burns, candidato a director de la CIA, testificó ante el Senado sobre los vínculos entre un centro de estudios que dirige y una fundación china que sirve de grupo de apoyo al partido comunista.
  • Burns dijo que cortó los vínculos con el grupo, la Fundación de Intercambio China-Estados Unidos (CUSEF), «no mucho después» de que asumiera la presidencia de la Fundación Carnegie para la Paz Internacional. 
  • Sin embargo, el fundador de la fundación pronunció un discurso a favor de Pekín en un acto de la Carnegie más de 14 meses después de que Burns se hiciera cargo del think tank. 
  • CUSEF donó entre 200.000 y 500.000 dólares a Carnegie entre 2015 y 2017.

El fundador de un grupo de fachada para el Partido Comunista chino apareció en un evento en la Fundación Carnegie para la Paz Internacional en mayo de 2016, donde impulsó un argumento a favor de Pekín en relación con un estancamiento de décadas sobre el control del Mar de China Meridional.

Lea también: Cómo el espectro del comunismo rige nuestro mundo — Prefacio

El discurso, pronunciado por Tung Chee-hwa, presidente fundador de la Fundación de Intercambio China-Estados Unidos (CUSEF), se celebró más de 14 meses después de que William Burns, candidato de  Joe Biden a director de la CIA, asumiera la presidencia de la Fundación Carnegie.

El momento de la visita de Tung a Carnegie parece entrar en conflicto con el testimonio de Burns ante el Comité de Inteligencia del Senado el miércoles, según el cual cortó los lazos entre Carnegie y CUSEF «no mucho después» de que asumiera la presidencia de Carnegie en marzo de 2015.

Tung, un multimillonario que fue director ejecutivo de Hong Kong, dio un discurso en la sede de Carnegie en Washington, D.C. el 11 de mayo de 2016. La Daily Caller News Foundation ha informado de que CUSEF donó entre 200.000 y 500.000 dólares a Carnegie entre 2015 y 2017.

Durante su testimonio del miércoles, Burns restó importancia a la relación de Carnegie con CUSEF, aunque reconoció que el grupo con sede en Hong Kong fue utilizado por el Partido Comunista Chino (PCCH) «para influir en la opinión pública y crear influencia».

También reconoció, en respuesta a las preguntas escritas publicadas antes de la audiencia confirmada, que el PCCH utiliza el CUSEF como parte de un «enfoque de todo el gobierno… para tratar de influir en los acontecimientos políticos, económicos y culturales en beneficio de los intereses del PCCH».

Burns dijo al senador Marco Rubio, que citó detalles informados este mes por el DCNF, que cortó los lazos con el CUSEF porque estaba «cada vez más preocupado por la expansión de las operaciones de influencia china». Dijo que Carnegie lanzó posteriormente una iniciativa para contrarrestar las operaciones de influencia extranjera, que se enfocaron en China y Rusia.

Si bien se desconoce si el discurso de Tung fue coordinado con China, impulsó un punto de vista abiertamente pro-Pekín durante su discurso en Carnegie, uno de los grupos de reflexión sobre política exterior más influyentes del mundo.

Lea también: Demócratas enviaron estudiantes a programas de intercambio en China para adoctrinarlos con políticas comunistas

Tung habló largo y tendido sobre el Mar de China Meridional, un punto geopolítico que desde hace tiempo es el centro de una disputa territorial en la que participan China, Taiwán, Vietnam y otros países asiáticos.

En ese momento, un tribunal internacional de arbitraje de La Haya estaba deliberando sobre la propiedad legítima de las islas del Mar de China Meridional.

El gobierno chino llevó a cabo una campaña de propaganda masiva en Occidente antes de la decisión del tribunal de arbitraje, con Reuters y CNBC informando en julio de 2016 que Pekín se encontraba con un «exceso de propaganda».

Envía tu comentario

guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios

Últimas