Fuente: El Diestro

Fíjense que han pasado todavía pocos meses desde que se comenzara a inocular en las personas ese experimento llamado vacuna, del que no se quieren responsabilizar ni siquiera los propios fabricantes, y ya empiezan a llegar las primeras demandas judiciales de familias que han sufrido alguna pérdida como consecuencia de esa experimentación.

La familia de una mujer italiana que murió a causa de un caso de coágulos relacionados con la vacuna ha demandado a AstraZeneca por considerarla responsable de ese fallecimiento ya que la mujer, hasta ese momento, no tenía ningún problema de salud.

Augusta Turiaco, mujer de 55 años de Messina (Sicilia), fue inoculada con AstraZeneca el pasado día 11 de marzo. Pocos días después comenzó a encontrarse muy mal. Cayó en coma el 28 de marzo y murió el 30 de marzo. Los síntomas sufridos por Augusta también los sufrieron otras personas vacunadas con el mismo potingue.

En declaraciones a Sky News, su hermano, Nunzio Turiaco, afirmaba que para ellos “surgió de la nada que su hermana sufriera semejante cuadro clínico”. Añadía, además, que “mi hermana estaba en excelente estado de salud, no tomaba medicamentos porque no tenía enfermedades como hipertensión o diabetes”.

La abogada de la familia, Daniela Agnello, dijo también en declaraciones a Sky News que el motivo de la demanda era “el excelente estado de salud de la señora Turiaco, la ausencia de patologías previas, el muy corto espacio de tiempo entre la administración de la vacuna, la aparición de las primeras enfermedades y el extremadamente grave cuadro clínico que le provocó la muerte”.

Todo esto empieza a moverse. Que empiecen a temblar los responsables y sus colaboradores.

Envía tu comentario

guest
4 Comentarios
Más antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios

Últimas