Traducido de Daily Mail por TierraPura.org

Las afirmaciones de China de que la pandemia surgió en un mercado de animales salvajes en Wuhan en diciembre pasado, han sido cuestionadas por un trascendental estudio científico.

SÍGUENOS EN TELEGRAM

El «Mail on Sunday» reveló que el análisis del coronavirus por parte de biólogos especialistas sugiere que todos los datos disponibles muestran que fue llevado al mercado por alguien que ya era portador de la enfermedad.

También dicen que se «sorprendieron» al encontrar que el virus estaba «ya preadaptado a la transmisión humana», contrastándolo con otro coronavirus que evolucionó rápidamente al propagarse por el planeta en una epidemia anterior.

Lea también: “Lo bueno se paga con lo bueno y lo malo con lo malo”: antiguo dicho chino. ¿Quién se hará responsable por las muertes del virus PCCh?

Las explosivas afirmaciones llegan cuando Beijing frustra los esfuerzos mundiales para establecer la fuente del virus. Dichas revelaciones alimentan las preocupaciones sobre el encubrimiento del régimen comunista desde que la enfermedad surgió el año pasado en la ciudad central de China.

“La nueva investigación es clara en sus hallazgos. Los datos genéticos disponibles públicamente no apuntan a la transmisión del virus entre especies en el mercado», dijeron Alina Chan, bióloga molecular, y Shing Zhan, bióloga evolutiva. 

Su documento insiste en que deben examinarse todas las vías de transmisión «zoonótica» (de animal a humano), en este caso de los murciélagos. Explica: «Se debe considerar la posibilidad de que un precursor no diseñado genéticamente se haya adaptado a los humanos mientras era estudiado en un laboratorio».

Las revelaciones se suman al creciente clamor por una investigación internacional sobre el brote. «Tenemos que llegar al fondo de muchas cosas en relación con Covid-19», dijo el diputado Bob Seely, miembro del Comité de Asuntos Exteriores Comité Selecto. Necesitamos saber dónde comenzó este virus, por qué se nos dijo en un momento dado que no había transmisión de humano a humano, y cuál fue el papel del Partido Comunista Chino”.

Lea también; ¿Quién se atreve a usar insumos médicos ‘Made in China’? El atroz secreto de las mascarillas falladas y el trabajo esclavo

La fuente del virus es clave para entender la enfermedad, desarrollar vacunas y detener nuevos brotes. Pero la cuestión se ha vuelto tensa después de que el Presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, afirmara que se originó en un laboratorio de Wuhan que trabajaba en enfermedades transmitidas por murciélagos y de que China respondiera culpando a los soldados estadounidenses en un concurso deportivo.

Las autoridades sanitarias de Beijing han insistido en que es casi seguro que el virus proceda de un animal del mercado de Huanan en Wuhan. Dijeron que era «solo cuestión de tiempo» antes de que identificaran la especie cruzada detrás de la transmisión de los murciélagos a los humanos. La Organización Mundial de la Salud rápidamente respaldó sus afirmaciones: “La evidencia sugiere que el brote está asociado con la exposición en un mercado de mariscos en Wuhan», dijo en un comunicado.

Los funcionarios cerraron el mercado al día siguiente de notificar a la OMS y enviaron equipos con fuertes desinfectantes. Se tomaron muestras de animales pero, cuatro meses después, los resultados no han sido compartidos con científicos extranjeros. Las acciones condujeron a afirmaciones de que estaban borrando deliberadamente rastros cruciales.

«La escena del crimen desapareció por completo», dijo Guan Yi, un experto de la Universidad de Hong Kong. «¿Cómo podemos resolver un caso sin pruebas?”.

Lea también: Primera denuncia penal por Genocidio Virósico: Argentina y una oportunidad histórica para sentar en el banquillo de los acusados al régimen chino por el coronavirus

El nuevo estudio sobre el Sars-CoV-2, la cepa de coronavirus que causa la enfermedad, examina muestras genéticas de pacientes junto con las tomadas durante la epidemia de SARS de 2002-04, un coronavirus transmitido de los murciélagos a los humanos a través del manejo y consumo de la civeta, una especie similar al gato. 

El documento es obra de Chan y Ben Deverman, científicos del Instituto Broad, una unidad de investigación afiliada a Harvard y al Instituto de Tecnología de Massachusetts, y Zhan, de la Universidad de Columbia Británica.

Dice que se sorprendieron al descubrir que el nuevo coronavirus se ha mantenido tan estable en lugar de adaptarse rápidamente a los humanos. Esto se asemeja al virus anterior, dicen, durante las últimas etapas de la epidemia después de que «había desarrollado varias adaptaciones ventajosas para la transmisión humana». Esto fue evidente en una muestra tomada de un paciente en Wuhan en diciembre pasado.

Señalan «múltiples ramas de la evolución tanto en humanos como en animales en la epidemia de 2002-04», añadiendo: «En contraste, el Sars-CoV-2 apareció sin igual a finales de 2019, sugiriendo que hubo una sola introducción de la forma adaptada del virus en la población humana.

Lea también; Los crímenes del régimen comunista chino y la salvación de la humanidad

El equipo dice que no hay pruebas de que esto signifique que el virus se haya adaptado bien a los humanos en los murciélagos, que exista en otras poblaciones animales, que se haya propagado sin ser detectado en los humanos durante meses mientras estaba mutando, o que se haya podido filtrar desde un laboratorio. Pero advierten que el hecho de que no se detectara de este virus ninguna «rama de la evolución a partir de una forma menos adaptada a los humanos», era «un importante motivo de preocupación».

Es significativo que el estudio diga que el examen genético de cuatro muestras que contienen el virus del mercado de mariscos y las tomadas del paciente de Wuhan son «99,9%» idénticas. Esto sugiere que vino de visitantes o vendedores infectados, lo que indica que ‘Sars-CoV-2 había sido importado en el mercado por humanos’. Los autores confirmaron al Ministerio de Salud que no habían encontrado pruebas de «transmisión entre especies» en el mercado.

Citan un artículo de científicos chinos, publicado este mes en la revista Zoological Research, que también ha inferido que el virus fue introducido en el mercado después de examinar muestras de pacientes infectados. Estos nuevos estudios encajan con otro trabajo de científicos chinos publicado en The Lancet a principios de este año, en el que se descubrió que solo 27 de los primeros 41 casos confirmados estaban «expuestos» al mercado, y solo uno de los cuatro casos iniciales en las dos primeras semanas de diciembre.

Chan y Zhan dijeron que si bien la estabilidad del virus era una «buena noticia» para los desarrolladores de vacunas y tratamientos, era alarmante no conocer la fuente y los precursores, en caso de que hubiera grupos en la naturaleza de los que pudieran surgir de nuevo enfermedades similares.

“Las pruebas sugieren una única introducción de la forma adaptada del virus en los seres humanos», dijeron, y agregaron que la extraña falta de formas anteriores o virus hermanos contrastaba con el brote de SARS. Se negaron a especular sobre cómo se adaptó la enfermedad a los humanos, aunque comparten el consenso científico de que no hubo «interferencia humana» en su creación.

Su estudio, que aún no ha sido revisado por otros colegas, aumentará la preocupación por el encubrimiento de Beijing después de que silenció a los médicos que denunciaron la enfermedad, retrasó la admisión de la transmisión humana y bloqueó la investigación de los equipos de expertos externos. 

A principios de este mes, se supo que un francés fue un caso confirmado cuatro días antes de que China notificara a la OMS sobre una nueva enfermedad «similar a la neumonía».

China ha negado sistemáticamente una fuga accidental de uno de los dos laboratorios de Wuhan que trabajan con murciélagos. La semana pasada, sin embargo, sus funcionarios ordenaron que se reforzara la seguridad en todos los laboratorios que trabajan con virus. El Ministerio de Salud reveló hace dos semanas que el jefe del equipo de bioseguridad del Instituto de Virología de Wuhan había advertido de una seguridad deficiente.

El Centro de Control y Prevención de Enfermedades de China todavía dice en su sitio web: «El virus fue aislado con éxito de especímenes ambientales positivos, lo que sugiere que el virus se originó en animales salvajes vendidos en el Mercado de Mariscos del Sur de China».

Le recomendamos:

Envía tu comentario

guest
1 Comentario
Más antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios

Últimas