Traducido de nationalfile.com por Tierrapura.org

La reunión del Distrito Escolar Elemental de Oakley fue transmitida al público y grabada por padres preocupados

Los miembros de un consejo escolar en California fueron captados por las cámaras burlándose de los padres que quieren reabrir las escuelas, afirmando que sólo «quieren que vuelvan sus niñeras».

Durante una reunión ordinaria del Distrito Escolar Elemental de Oakley, los miembros del Consejo Escolar, sin saber que su reunión estaba abierta al público en general, comenzaron a atacar a los padres que estaban preocupados por el cierre de las escuelas debido a la pandemia de coronavirus.

Lea también: Niños con tapabocas: un sinsentido con riesgos en la vuelta a clases

Los insultos comenzaron a volar después de que el superintendente Greg Hetrick mencionara que un distrito local había cambiado la forma de realizar los comentarios públicos, y que los ciudadanos sólo podían enviar mensajes de voz de 3 minutos.

Los miembros de la junta directiva coincidieron en que debían seguir su ejemplo, y comenzaron a quejarse de los padres molestos que les escribían.

«Es fácil esconderse detrás de una pantalla, pero cuando estás cara a cara con la gente, es un juego completamente diferente», dijo Richie Masadas. Kim Beede, anterior presidenta del Consejo Escolar, se refirió a los ataques recibidos en las redes sociales por parte de los padres.

Beede afirmó que no estaba «haciendo nada malo», y luego preguntó si estaban solos, antes de lanzar una diatriba.

Lea también: Exponen en carteles a demócratas que se niegan a abrir escuelas

» ¡Perra, si me vas a llamar, te voy a joder!» dijo Beede, y se rió junto con muchos de los miembros. «¡Lo siento, soy yo!», añadió.

«Se olvidan de que hay gente real al otro lado de esas cartas que están escribiendo», dijo Lisa Brizendine. «Somos miembros reales de la comunidad. Tenemos hijos que han conocido a niños que han ido a estas escuelas. Tenemos un interés personal en este proceso, y ellos no saben lo que sabemos que hay detrás de las escenas. Es realmente desafortunado que quieran meterse con nosotros porque quieren recuperar a sus niñeras», continuó Brizendine, y los miembros del consejo estuvieron de acuerdo.

Masadas estuvo de acuerdo, y luego comenzó a insinuar que los padres sólo querían que sus hijos volvieran a la escuela para poder fumar marihuana en paz.

«Lo escucho perfectamente, porque mi hermano tenía un servicio de entrega de marihuana medicinal, y la clientela eran padres con sus hijos en la escuela», dijo, haciendo que los miembros estallaran en carcajadas. «Cuando tienes a tus hijos en casa, ¡se acabó [fumar hierba]!».

Casi al final de la grabación, se informó a los miembros de que la reunión estaba abierta al público, y Brizendine negó que les hubieran sorprendido con las manos en la masa. La reunión se cerró rápidamente, pero el daño ya estaba hecho.

Los padres estaban comprensiblemente furiosos por los comentarios de los miembros del consejo escolar. Kendra Romero, que subió la reunión a YouTube, describió su comportamiento como «repugnante» y que, como padres, «no deberían tolerar que nuestro representante se comportara de esta manera». Oakley necesita un nuevo consejo escolar que defienda a los padres y a los niños».

Otra madre, Rebecca Mackowiak, lanzó una petición exigiendo que los miembros del consejo escolar dimitan inmediatamente o se enfrenten a ser destituidos debido a su comportamiento «atroz». «No deberían seguir representando a los padres, profesores y niños de este distrito», añadió. En el momento de redactar este documento, la petición cuenta con más de 2.100 firmas, y sigue aumentando.

En un comunicado, Hetrick describió los comentarios de la reunión como «desafortunados y realmente inapropiados», a pesar de no haberlos denunciado en su momento. «Estos comentarios no son típicos y, lo que es más importante, no son lo que la comunidad debería esperar de nuestro distrito escolar», continuó:

Los comentarios realizados no están en consonancia con nuestra visión y definitivamente no son lo que ninguno de nosotros defiende como líderes. Sé que hemos perdido la confianza de la comunidad. No voy a poner excusas por lo que pasó o por qué pasó. Soy el superintendente. Soy responsable y debo rendir cuentas, y lamento sinceramente lo que ocurrió. He estado y continúo comprometido a trabajar juntos para el mejoramiento de los estudiantes del Distrito Escolar Primario de Oakley, el personal y toda la comunidad escolar.

Sé que nuestros estudiantes merecen algo mejor de nosotros. Me comprometo a trabajar en colaboración con las partes interesadas y los miembros de la comunidad para comenzar a hacer el importante trabajo que se necesita para reconstruir la confianza de la comunidad en nuestro distrito.

Envía tu comentario

guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios

Últimas