Traducido de Blaze Media para Tierrapura.org

Las autoridades de Ontario, la provincia canadiense más poblada, han promulgado recientemente restricciones relacionadas con la pandemia que son tan estrictas que ni siquiera las fuerzas del orden están dispuestas a aplicarlas.

¿Qué ha pasado?

El primer ministro de Ontario, Doug Ford, anunció nuevas restricciones extremas en materia de salud pública que endurecieron las ya existentes y promulgaron nuevas normas COVID aún más estrictas.

Las restricciones prohíben a los residentes reunirse con personas ajenas a su hogar y prohíben la mayoría de las actividades al aire libre, limitando incluso las reuniones al aire libre entre personas del mismo hogar. Los sitios de recreo están prohibidos para los niños de Ontario. Los restaurantes y gimnasios permanecen cerrados, y los escolares seguirán recibiendo su educación a distancia. Por supuesto, se sigue exigiendo el distanciamiento social y las mascarillas.

Lea también: Los cierres fueron un “enorme error” declaró el gobernador de Florida Ron DeSantis

«Hemos aplicado las medidas más estrictas de toda Norteamérica», dijo Ford en una rueda de prensa. «Pero nunca hemos rehuido hacer lo necesario».

https://twitter.com/CanAditude/status/1383163526710185985

La nueva orden sanitaria también faculta considerablemente a la policía para hacer cumplir las restricciones, permitiendo esencialmente que la policía detenga a las personas sin causa ni motivo.

«Hemos tomado la decisión deliberada de aumentar temporalmente la autoridad de los agentes de policía mientras dure la orden de permanencia en el domicilio. A partir de ahora, la policía tendrá autoridad para exigir a cualquier persona que no se encuentre en un lugar de residencia que, en primer lugar, indique el motivo por el que no está en casa y facilite su dirección. La policía también estará autorizada a detener un vehículo para preguntar el motivo por el que una persona ha abandonado su residencia», explicó la Procuradora General de Ontario, Sylvia Jones.

Jones también sugirió que los vecinos se «delaten» unos a otros si no respetan las nuevas restricciones.

Lea también: Argentina: La Justicia de la Ciudad de Buenos Aires falló a favor de que haya clases presenciales

¿Cómo respondió la policía?

La mayoría de los organismos policiales de Ontario dijeron que no aplicarían las restricciones realizando paradas aleatorias de personas.

«Las nuevas órdenes de emergencia anunciadas ayer para ayudar a limitar la propagación del COVID-19 ya están en vigor. El Servicio de Policía de Toronto seguirá participando, educando y haciendo cumplir la ley, pero no haremos paradas aleatorias de personas o coches», tuiteó la policía de Toronto, la mayor ciudad de Ontario.

De hecho, 39 de las 45 agencias de policía de todo Ontario dijeron que no aplicarían las restricciones realizando paradas aleatorias, informó el Post Millennial.

¿Cómo respondieron las autoridades a la oposición?

Tras suscitar críticas y oposición generalizadas, las autoridades de Ontario dieron marcha atrás en algunas de las restricciones extremas y medidas de aplicación.

Ford anunció el sábado que las restricciones en los sitios  de recreo serían retiradas.

«Las restricciones reforzadas de Ontario siempre han tenido por objeto impedir las grandes reuniones en las que se puede producir una propagación. Nuestra normativa se modificará para permitir las zonas de recreo, pero las reuniones en el exterior seguirán siendo vigiladas», dijo Ford. «Jueguen fuera con seguridad. Padres, mantened la distancia y usad máscaras si no podéis».

Mientras tanto, un portavoz del procurador general, Stephen Warner, dijo que las medidas de aplicación se han «reorientado».

Lea también: Cómo las élites utilizan COVID y el racismo para distraer a los «campesinos»

«Hemos reenfocado el O.Reg 8/21 Aplicación de las medidas COVID-19: Si un agente de policía u otro funcionario de delitos provinciales tiene razones para sospechar que usted está participando en un evento público organizado o una reunión social, pueden requerirle que proporcione información para asegurarse de que está cumpliendo con las restricciones. Toda persona a la que se le pida que proporcione información a un agente de policía o a otro funcionario de delitos provinciales deberá cumplirla sin demora», dijo Warner.

Envía tu comentario

guest
2 Comentarios
Más antiguos
Recientes
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios

Últimas