Traducido de Neon Nettle por TierraPura.org

El candidato presidencial demócrata Joe Biden prometió el jueves que obligaría a los estadounidenses a llevar mascarillas en público si es elegido presidente.

SÍGUENOS EN TELEGRAM

El ex vicepresidente Biden dijo que usaría los poderes federales para obligar al público a usar mascarillas durante la pandemia.

Tal medida marcaría una intervención significativa del gobierno federal y podría ver un considerable rechazo por parte de los estados.

Lea también: La aparición del coronavirus es un ultimátum para que el mundo se aleje lo más posible del Partido Comunista chino

Aunque las elecciones de noviembre todavía están lejos, es probable que la pandemia de coronavirus todavía esté presente de una forma u otra en enero próximo.

Biden hizo los comentarios durante una entrevista con la afiliada de la CBS, KDKA. 

Habló sobre lo que cree que debería hacerse para reabrir el país tras el confinamiento por COVID-19 y argumentó que quiere ver un mayor uso de mascarillas. 

«Algo que sí sabemos, es que estas mascarillas hacen una diferencia gigantesca», dijo Biden. «Insistiría en que todo el mundo en público use una mascarilla».

Lea también: 5 razones por las que Latinoamérica no debe caer en la trampa china ‘Una Franja, Una Ruta’

«Cualquiera que reabra, tendría que asegurarse de entrar en un negocio que tuviera mascarillas».

El entrevistador preguntó si usaría la «influencia federal» para ordenar el uso de mascarillas.

«Sí, lo haría desde un punto de vista ejecutivo, sí lo haría», dijo, a lo que el entrevistador preguntó si entonces ordenaría su uso.

«Haría todo lo posible para que se requiera que la gente tenga que usar mascarillas en público», dijo Biden.

Lea también: La farsa del igualitarismo: Promesa vacía del comunismo con propósitos perversos

Algunos estados exigen el uso de mascarillas en público cuando no es posible el distanciamiento social, mientras que otros simplemente recomiendan que los estadounidenses en sus estados usen máscaras.

Los Centros para el Control de Enfermedades (CDC), mientras tanto, recomiendan usar «cubiertas de tela para la cara en ambientes públicos donde otras medidas de distanciamiento social son difíciles de mantener, como tiendas de comestibles, farmacias y gasolineras».

Sin embargo, el uso de mascarillas ha sido objeto de intensos debates en muchas partes del país y entre los legisladores.

El senador Marco Rubio (Derecha, Florida) dijo recientemente que «todos deberían usar una maldita mascarilla».

Pero el Presidente Trump no ha sido visto en público usando una mascarilla y ha rechazado las sugerencias de que debería usar una.

También sugirió que podrían ser contraproducentes.

«Ponen su dedo en la máscara, y se la quitan, y luego empiezan a tocarse los ojos y a tocarse la nariz y la boca», dijo Trump al Wall Street Journal la semana pasada.

«¿Y luego no saben cómo se contagiaron?».

Cualquier orden federal para que la gente use máscaras probablemente suscite una oposición significativa, considerando que los decretos estatales han demostrado ser controvertidos. 

Un sheriff del suroeste del estado de Washington dijo esta semana a los residentes que no fueran «una oveja» con respecto a la nueva orden estatal del gobernador Jay Inslee que exige el uso de mascarillas, aunque luego aclaró que no estaba «diciendo abiertamente que quiero que violen las órdenes».

Le recomendamos:

Envía tu comentario

guest
0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios

Últimas